En Noticias

Existen muchos factores que pueden afectar a tu salud visual. Es por eso que desde que somos pequeños debemos controlar nuestra visión yendo al optometrista; ya que unos de los trastornos oculares más comunes entre la población es la miopía. En este artículo te damos algunos consejos para prevenir su aparición o sobrellevar sus efectos, quédate y toma nota.

La miopía es una alteración visual que genera grandes dificultades para enfocar objetos a cierta distancia. Se puede corregir a través de gafas graduadas, lentillas o con cirugía refractiva láser. Puede aparecer a cualquier edad, aunque suele suceder con más frecuencia en la adolescencia. Por este motivo,  no hay que descuidar nuestra salud visual y conviene hacernos revisiones, al menos una vez al año, en el optometrista.

7 consejos para prevenir la miopía

  • Disfruta más tiempo al aire libre. Existen estudios que demuestran que pasar mucho tiempo en espacios cerrados puede ser una de las causas de la aparición de la miopía y el aumento de las dioptrías. Aumentar el tiempo que pasamos al aire libre puede ayudar exponencialmente a ejercitar la visión periférica. Ahora bien, no olvides proteger tus ojos con unas gafas de sol homologadas.
  • Una dieta equilibrada. Una buena alimentación puede ayudar a prevenir la miopía y cuidar tu salud visual. Implantar en tu vida diaria una dieta rica y equilibrada basada en vitaminas A, C y E contribuirá a que tus ojos se mantengan en buen estado.
  • La regla del 20³. Es sabido que esforzar la vista durante un tiempo prolongado y sin descansos puede afectar a tu visión. Para evitar esto y también la aparición de la miopía se recomienda hacer descansos, siguiendo unas pautas: alzar la vista hacia cada 20 minutos, durante 20 segundos, para depositar nuestro ojos en algún objeto situado a 20 pies, o lo que es lo mismo entre  5 y 6 metros de distancia.
  • Utiliza una iluminación adecuada. En actividades o tareas habituales puedes forzar la vista sin ser consciente de que puede ser perjudicial a largo plazo. Evitar leer con una iluminación escasa o ver la televisión con la habitación a oscuras son algunas de las causas del sobreesfuerzo optometristavisual que puede ocasionar miopía. Por lo tanto, ayúdate con una luz indirecta que ilumine lo suficiente para que tu vista no tenga que esforzarse en exceso.
  • Una buena postura corporal. Tanto si estás leyendo, como si estás viendo una pantalla electrónica, se recomienda que exista una separación apropiada para que no estés demasiado cerca y una buena postura corporal. Acercar los objetos a nuestros ojos para ver mejor puede provocar miopía y que a nuestra vista le cueste observar de lejos a largo plazo. Paralelamente, leer recostado o tumbado puede suponer un esfuerzo extra para los ojos y la postura en general, lo mejor es hacerlo sentado.
  • Descansa de los dispositivos electrónicos. Si tu trabajo requiere utilizar pantallas electrónicas intenta dejarlas a un lado cuando salgas para evitar este sobreesfuerzo en tus ojos. También puedes ajustar la iluminación de la pantalla o adoptar una buena y adecuada postura para evitar dolores cervicales.
  • Revisiones oculares regulares. Por último, pero no por ello menos importante, la recomendación general es realizar exámenes visuales en tu óptico optometrista cada 2 años si no existiese ninguna patología ni alteración visual. En el caso de los niños es recomendable que se evalúen anualmente; del mismo modo que, los adultos con miopía previa.

Empiece a escribir y presione enter para buscar